miércoles, 19 de enero de 2011

LAS ARMAS DE ISRAEL


.

Si el Estado homónimo hubiera demostrado la misma eficacia armamentística que el celebre jurisconsulto, que suele entretener a los súbditos de Tacuarembó, con sus dotes de ilusionista; en medio Oriente, existiría un Estado menos.

Pero, para su fortuna, no se dejan engañar muchas veces. Pero, al oriente del Rio Uruguay, la ilusión los " Arma" de esperanzas y renovada paciencia.

El 1º de diciembre de 2003 -hace exactamente 7 años - el venezolano, Israel, cargado de títulos y honores, anunció su desembarco en Tacuarembó para conferenciar ,el siguiente 11 de diciembre, en rueda de Prensa, promocionada por "EL PAÍS" Digital.

Entre otras revelaciones "exhibiría el fascimil (se escribe facsímile o facsímilele) del expediente militar de Charles Romual Gardes” y también el Acta de defunción del mismo, lo que demostraría que no pudo estar en el avión en Medellín.

Alvarez además dice entonces” poseer, distintas fotografías de Charles extraídas de su expediente militar, la solicitud realizada por su madre, Marie Berthe Gardes al Ministerio de Defensa Francés, posterior al fallecimiento de su hijo y con fecha anterior al año 1920" . Aduciendo problemas de divisas, no concurrió ni envió las pruebas por correspondencia, sumiendo a lo devotos, en el papelón más vergonzoso de su fábula.

Pero el hombre es el único animal que tropieza, dos veces, con la misma piedra. Por lo tanto, reapareció, casi 10 años después, con, otros dos sonoros fracasos rocosos.

La Academia del Tango, Presidida por H. Ferrer, reconocido uruguayo, le negó su apoyo. La Comisión Permanente de Homenaje a Carlos Gardel de la Legislatura Porteña, lo derivó a Uruguay, aduciendo carecer de facultades.

Sin embargo, sus “eternos generosos amigos” y/o adeptos, no le reclamaron sus añejas promesas anteriores, perdidas en el olvido, y lo habilitaron a que les siga vendiendo nuevas ilusiones.

Así, arremetió, como si fueran pruebas decisivas, contra datos históricos impresos en distintas publicaciones, como si estuviera revirtiendo fallos Judiciales de Argentina y Uruguay, que permanecen inalterables e inconmovibles, después de casi un siglo.

Los aplusos de la tribuna oriental lo premiaron, sin embargo, con tímidos victorees, no muy convincentes y duraderos.

Como los espejitos de colores son eficaces para entretener a la gilada, se dedica, por añadidura, a solicitar testimonios certificados que no acreditan veracidad verificada ninguna, sino su condición de copia fiel, y que fueron anulados automáticamente por el testamento ológrafo, convertido en DOCUMENTO PUBLICO QUE DA FE., en 1935, por el Juez Dobranich, una vez protocolizado notarialmente, caducando todos los datos anteriores, también para la Justicia Uruguaya en 1937.
Los Documentos que ahora trata de rescatar Don Israel. son simplemente satélites PARÀCITOS de un documento de favor, ajeno a su verdadera identidad.

Su misión y honestidad y profesional, no es certificar lo que, por Derecho fue anulado, sino anular las Sentencias vigentes, si cuenta con qué.PEFIERE LA TANGENTE.En otra actitud delirante y maliciosa, De Armas dice que recabará: " la certificación del gobierno Uruguayo de la declaración de testigos en oportunidad de solicitar su registro de nacimiento"

Carlos Gardel nunca solicitó su Registro de Nacimiento, porque no existe anotado, en ninguna de las formas que admite la ley de 1879 y concordantes.
Carlos Gardel se registró, voluntariamente, en el "REGISTRO DE NACIONALIDAD" -art. Nº 82 de la ley Nº 3028/06 - no obligatorio para aquellos que dicen ser uruguayos y necesitan auxilio o protección.

Pero eludió la exigencia anterior, a que obliga el Art. Nº 79 de acreditar, ante los oficiales Consulares, su Inscripción de Nacimiento en el Registro Civil correspondiente.
Esto es lo que debe solicitar un profesional probo, en vez de proseguir las recetas mentirosas, del desacreditado fabulario, que el Gobierno oriental se niega a convalidar.

SEÑOR ABOGADO: COMIENCE POR LA CABEZA, PARA LLEGAR A LOS PIES. NO HAGA LEÑA ANTES DE TIEMPO.


Juan Carlos Esteban

.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal